Manejar las deudas

Qué es

¿Qué es una deuda?

Cuando usted le debe dinero a alguien usted está endeudado o tiene una deuda. Deber dinero no siempre es algo malo.

Podría tener un préstamo. Podría usar una tarjeta de crédito. Si lo hace, podría estar endeudado. 

Pero si usted paga sus facturas en fecha, podría ayudar a mejorar su historial de crédito.

¿Cuándo es malo tener deudas?

Es malo tener deudas cuando usted debe una cantidad de dinero que no puede pagar. Los cobradores de deudas pueden llamarlo. Si usted no puede pagar sus deudas podría tener problemas legales.

¿Las deudas dañan mi historial de crédito?

A veces, las deudas pueden dañar su historial de crédito. Por ejemplo:

  • Deber mucho dinero con las tarjetas de crédito.
  • Pagar las facturas con retraso.
  • No pagar el monto mínimo adeudado.
  • Saltearse pagos.

Estas cosas pueden dañar su historial de crédito.

¿Quién puede ayudarme con mis deudas?

Puede hacer algunas cosas usted solo. Un consejero de crédito puede ayudarlo. Los consejeros de crédito pueden ayudarlo a hacer un presupuesto. Los consejeros de crédito también pueden ayudarlo a hacer un plan para repagar sus deudas.

Las compañías que ofrecen servicios para resolver problemas de deudas podrían ofrecerle ayuda. Estas compañías no son lo mismo que los consejeros de crédito. Pueden cobrarle precios altos. Y tal vez no le den ninguna ayuda.

¿Quiénes son los cobradores de deuda?

Los cobradores de deudas tratan de cobrar el dinero adeudado a otra persona. Cuando lo llaman, los cobradores de deudas deben seguir determinadas reglas. Si no cumplen las reglas, usted puede reportarlos presentando una queja ante la Comisión Federal de Comercio.

¿Puedo hacer algo para que los cobradores de deudas dejen de molestarme?

Usted puede pedirle a un cobrador de deudas que deje de llamarlo. Legalmente, tiene que dejar de llamarlo. Si no lo hace, usted puede reportarlo a la Comisión Federal de Comercio.

Lea más
Qué saber

¿Qué puedo hacer para eliminar mis deudas?

Empiece por hacer un presupuesto. Anote cuánto gana cada mes. Anote cuánto gasta cada mes. Incluya:

  • Alquiler.
  • Cuota del carro.
  • Seguro.
  • Servicios públicos.
  • Alimentos.
  • Gasolina.
  • Facturas de tarjeta de crédito.
  • Otras facturas.

Busque maneras de gastar menos dinero. Tal vez no encuentre ninguna manera de ahorrar. Pero anotar lo que gasta lo puede ayudar. Después puede hacer un presupuesto.

Aprenda más sobre cómo hacer un presupuesto.

¿De qué otras maneras puedo tratar de desendeudarme?

Llame a las compañías a las que les debe dinero. Explique por qué tiene problemas para pagar su factura. Pida un “plan de pago”. Algunas compañías tal vez le permitan pagar un poco menos todos los meses hasta que termine de repagar todo el dinero que debe.

Llame a la compañía antes de que envíe su deuda a un cobrador de deudas. Muchos cobradores de deudas no aceptarán un plan de pago.

¿Cómo puedo conseguir ayuda?

Los consejeros de crédito pueden ayudarlo a hacer un presupuesto. Los consejeros de crédito también pueden ayudarlo a hacer un plan para repagar sus deudas. 

Un buen consejero de crédito le dedicará tiempo. El consejero le hará preguntas sobre sus finanzas. Un buen consejero:

  • Hablará con usted.
  • Lo ayudará a hacer un plan que le funcione. 

Un buen consejero:

  • No le prometerá solucionar todos sus problemas.
  • No le cobrará mucho dinero antes de hacer algo.

¿Cómo puedo encontrar un consejero de crédito?

Busque un consejero de crédito con quien se pueda reunir personalmente. Para empezar, busque en:

  • Cooperativas de crédito.
  • Universidades.
  • Bases militares.
  • El Servicio de Extensión Cooperativa de EE.UU.

A veces, estos grupos tienen consejeros de crédito que cobran cargos bajos por su ayuda.

¿Cómo hago para escoger un consejero de crédito?

Cuando encuentre un consejero de crédito, hágale preguntas. Escoja un consejero de crédito que pueda ayudarlo a hacer un presupuesto. Escoja un consejero de crédito que también pueda ayudarlo a hacer un plan para no volver a endeudarse.

Algunos consejeros podrían darle a entender que su única opción es un “plan de administración de deudas”. Otros podrían hablarle de un “plan de liquidación de deudas”. Si le dicen cualquiera de estas dos cosas, vaya a otro lugar.

¿Qué es un plan de administración de deudas?

Un “plan de administración de deudas” es una manera de repagar el dinero que debe. Funciona así:

  • Un consejero de crédito trabaja con usted y con las compañías a las que usted les debe dinero.
  • Entre todos acuerdan un plan donde se establece cómo pagará el dinero que debe.
  • A veces, las compañías aceptan cobrarle una tasa de interés más baja. Otras veces, no.
  • Todos los meses usted deposita dinero en una cuenta establecida por el consejero de crédito.
  • El consejero de crédito paga sus facturas de tarjeta de crédito, gastos médicos o su préstamo de estudios.
  • Este plan continúa hasta que usted repaga su deuda. 

Los planes de administración de deudas pueden ayudar a algunas personas. Estos planes no ayudan a todas las personas. Un buen consejero de crédito puede ayudarlo a decidir cuál es la mejor ayuda para usted.

¿Qué es un plan de liquidación de deudas?

Algunas personas dicen que un “plan de liquidación de deudas” es una manera de repagar el dinero que debe. Pero muchas compañías que ofrecen estos planes hacen promesas que no pueden cumplir. Algunas compañías dicen:

  • Que pueden ayudarlo a pagar menos de lo que debe y librarlo de sus deudas.
  • Que pueden quitar información negativa de su informe de crédito.
  • Que usted debería dejar de pagar sus facturas y que tiene que enviar el dinero a la propia compañía.

Muchas de las personas que usan planes de liquidación de deudas descubren que al final terminan debiendo más dinero, y no menos. Estas compañías cobran mucho dinero, y luego no lo ayudan.

¿Qué hace un cobrador de deudas?

Un cobrador de deudas es alguien que trata de cobrar el dinero que usted le debe a otra persona.

La compañía a la que usted le debe dinero contrata a un cobrador de deudas. El cobrador de deudas gana dinero únicamente cuando logra cobrarle a usted. El cobrador de deudas empieza a llamarlo para conseguir ese dinero. Si el cobrador de deudas no consigue que usted le pague, podría demandarlo.

¿Cuáles son las reglas que deben seguir los cobradores de deudas?

Hay una ley que establece las reglas para los cobradores de deudas. La ley dice que los cobradores de deudas:

  • Lo pueden llamar únicamente entre las 8 de la mañana y las 9 de la noche.
  • No pueden hablar con ninguna otra persona sobre su deuda.
  • Pueden hablar con otra persona únicamente para averiguar su domicilio, el número de teléfono de su casa, o su lugar de trabajo.
  • No lo pueden acosar – por ejemplo, no pueden insultar, ni amenazarlo con hacerle daño.
  • No le pueden mentir.

La ley también dice que los cobradores de deudas le deben enviar un aviso escrito sobre su deuda. Esto se llama un “aviso de validación”. El aviso debe decir:

  • La cantidad de dinero que debe.
  • A quién le debe el dinero.
  • Lo que tiene que hacer si usted no debe el dinero.

¿Hay problemas con los cobradores de deudas?

El gobierno recibe quejas de miles de personas acerca de los cobradores de deudas. Algunas quejas dicen que los cobradores de deudas:

  • No cumplen las reglas.  
  • Amenazan a la gente.
  • Llaman a la persona equivocada.
  • Tratan de cobrar deudas viejas que están vencidas.
  • Mienten cuando tratan de cobrarle una deuda que no es suya.

¿Qué puedo hacer si me llama un cobrador de deudas?

Si lo llama un cobrador de deudas:

  • Tenga a mano un cuaderno para anotar algunos detalles de las llamadas. 
  • Pregúntele al cobrador de deudas su nombre, el nombre, domicilio y número de teléfono de su compañía, y el motivo de la llamada. 
  • Anote las respuestas en su cuaderno. Anote la fecha y la hora de la llamada.

Si necesita presentar una queja, o si tiene que defenderse ante la corte, usted tendrá un registro de la llamada.

¿Qué tengo que hacer para que un cobrador de deudas deje de llamarme?

¿Quiere que el cobrador de deudas deje de llamarlo? Debe enviarle una carta diciéndole al cobrador de deudas que deje de llamarlo. La ley dice que cuando el cobrador reciba su carta debe dejar de llamarlo.

Si un cobrador de deudas incumple la ley, presente una queja. La Comisión Federal de Comercio  trata de atrapar a los cobradores de deudas que incumplen la ley.

Usted puede ayudar. Reporte a los malos cobradores de deudas a la Comisión Federal de Comercio  llamando al 1-877-382-4357.

¿Qué pasará si me demandan?

Que un cobrador de deudas deja de llamarlo no significa que la deuda deje de existir. El cobrador de deudas puede demandarlo para cobrarle el dinero. Si lo están demandando, debería recibir un aviso por correo. A veces, a este aviso se le llama una “citación”. 

Generalmente, cuando un cobrador de deudas hace una demanda le pide a la corte:

  • Que diga cuánto dinero debe.
  • Que lo obligue a repagar ese monto.

La corte podría decirle a su empleador que le descuente dinero de su cheque de pago hasta que usted repague todo lo que debe. Esto se llama un embargo de su salario.

No ignore los avisos que reciba notificándolo de una demanda. Si no se presenta ante la corte, perderá el caso automáticamente.

Lea más
Qué hacer

Si debe dinero y no lo puede repagar, usted necesita un plan. No ignore el problema. Hay gente que puede ayudarlo.

¿Por dónde empiezo?

  • Haga un presupuesto.
    • Anote lo que gana y lo que gasta por mes.
    • Fíjese en qué gasta su dinero.
    • Busque maneras de ahorrar dinero.
  • Llame a las compañías a las que les debe dinero.
    • Explique por qué tiene problemas para pagar la factura.
    • Pida que le hagan un plan que le permita pagar menos dinero por mes.
  • Consiga ayuda de un consejero de crédito.

¿Cómo puedo conseguir ayuda?

Busque un consejero de crédito con quien se pueda reunir personalmente. Hágale preguntas. Estas preguntas lo ayudarán a seleccionar un consejero:

  • ¿Qué puede hacer para ayudarme?
  • ¿Cuánto le tendré que pagar?
  • ¿Tiene información y educación gratis?
  • ¿Tiene licencia para trabajar en mi estado?

Busque un consejero de crédito que pueda hacer lo máximo posible por usted. Tal vez tenga que pagar algo de dinero para conseguir ayuda. Pero un buen consejero de crédito no le pedirá que le pague por adelantado.

¿Qué tengo que hacer con las llamadas de los cobradores de deudas?

Cuando hable con un cobrador de deudas:

  • Tenga a mano un cuaderno para anotar algunos detalles de las llamadas. 
  • Pregunte: ¿Cuál es su nombre? ¿Cuál es el nombre, domicilio y número de teléfono de su compañía? Anote las respuestas. Anote la fecha y la hora de la llamada.
  • Diga: Hablaré únicamente cuando reciba el aviso de validación por escrito.
  • Si el cobrador lo amenaza o usa un lenguaje insultante, cuélguele el teléfono. Está incumpliendo la ley. 
  • Usted puede presentar una queja sobre el cobrador de deudas llamando a la Comisión Federal de Comercio al 1-877-382-4357.

Cuando reciba el aviso de validación:

  • Fíjese si reconoce la deuda. En el aviso debería aparecer el nombre del “acreedor”. El acreedor es la persona a la que usted le debe dinero. Usted puede llamar al acreedor para pedirle más información. 
  • Si piensa que esa deuda no es suya, siga las instrucciones del aviso. En el aviso debería decir qué es lo que tiene que hacer para disputar la deuda.
  • Si la deuda es suya, haga un plan para ver cómo va a pagarla. Hable con un consejero de crédito.

Si quiere que el cobrador deje de llamarlo:

  • Escríbale una carta al cobrador de deudas. Dígale que deje de llamarlo inmediatamente. Envíe la carta por correo certificado y pida un “acuse de recibo”. La ley dice que el cobrador debe dejar de llamarlo cuando reciba su pedido por escrito.
  • Si ese cobrador sigue llamándolo, presente una queja. Llame a la Comisión Federal de Comercio al 1-877-382-4357.
Lea más